Classroom management

From espanol.learn2teach.eu
Jump to: navigation, search


Contents

Lo que aprenderás

La gestión del aula es una de las áreas clave sobre la que los profesores quieren consejos y ayuda. Algunos grupos pueden ser una pesadilla para los profesores y dar a los profesores herramientas para gestionar la clase es como presentarles la llave del Universo.
En esta sección puedes reflexionar en primer lugar sobre la forma en que los medios sociales pueden ayudar a establecer una regulación del comportamiento más centrada en los alumnos, donde ellos la determinen y la hagan cumplir, y en segundo lugar, sobre cómo el uso de los medios sociales se puede gestionar de forma efectiva para retener un ambiente de trabajo efectivo, dentro y fuera del aula.

Empezar

Consistencia: ¿Conductista, deductiva, inductiva?

Uno de los elementos clave de la gestión del aula es la consistencia.

La Escalera de Arnstein aplicada a la educación


En la era del aprendizaje invertido, las actividades auto-dirigidas, los entornos de aprendizaje personal y un enfoque de la enseñanza y el aprendizaje centrado en el alumno, lo último que los profesores necesitan hacer es imponer la ley con edictos 'conductistas' estrictos durante todo el curso. Por ejemplo:

  • No utilizaréis teléfonos móviles en la clase.
  • No diréis palabrotas en clase.
  • Tendréis siempre los libros delante.
  • No monopolizaréis las discusiones.
  • Hablaréis desde vuestra experiencia
sin generalizar.

No hay nada malo en establecer estos límites al inicio del curso, y muchos de éstos seguirán a los alumnos durante todo el recorrido de su educación. Sin embargo, no hay nada que diga que no se puedan o no se deberían cambiar o añadir con el tiempo.

De la continuación de 'La Escalera de la Participación' de Sherry Arnstein podemos ver que la evidencia nos apunta hacia la creación de un entorno de 'empoderar al alumno'.

¿Un enfoque centrado en el tutor y el "mírame, soy importante"?

El concepto de 'Poder delegado' y 'Control del alumno' se tendría que promover en la mayoría (si no en todos) los entornos de aprendizaje, con o sin los medios sociales. Véase la contribución de FutureLab al debate de Learner Voice (Voz del alumno). here.

Lo que los medios sociales añaden a este desarrollo de la 'propiedad' guiada por los alumnos es un abanico de enfoques que permiten que el tutor mantenga un cierto nivel de control sobre las actividades, a la vez que permiten que los alumnos tomen control de su entorno de aprendizaje.
Esto permitiría la gestión del comportamiento desde un enfoque conductista de 'reglas y consecuencias', a través de una fase de orientación para los alumnos de 'introducir concepto, aplicar regla, discutir resultados', finalmente hacia el enfoque inductivo de 'los alumnos explican cómo ellos quieren que sea el entorno'.

Esto luego se correlaciona con un entorno de aprendizaje más centrado en el alumno e inductivo que les acompañará durante todo su recorrido. Los alumnos aprenden a tomar control de su propio desarrollo.

Una vez más, los medios sociales no son un generador de este enfoque, pero se podrían considerar como un camino para que los alumnos se impliquen en la creación de contratos dinámicos entre tú, ellos, y sus compañeros.
Para ideas sobre cómo utilizar los medios sociales en este proceso, véase la sección de abajo más actividades para profesores que discute el uso de Twitter y TitanPad a la hora de crear reglas básicas generadas por el alumno.

La creación de un Entorno de Aprendizaje Personalizado (PLE)

PLE vs. tradition source:hanoverresearch.com

Graham Atwell afirma que "el argumento más convincente para el PLE (entorno de aprendizaje personalizado) es desarrollar tecnología educativa que pueda responder a la forma en que la gente está usando la tecnología para aprender y que les permite modelar sus propios espacios de aprendizaje, formar y unirse a comunidades y crear, consumir, remezclar y compartir material"
(Attwell, 2006a, ¿Y la tecnología educativa?, para.8)
Esto se centra mucho en lo que deberíamos estarles proporcionando a los alumnos para su desarrollo, lo cual es la clave para su evolución a través de la educación, sin embargo no termina con los alumnos...
Imagina, desde tu perspectiva, qué tipo de tecnología educativa deseas utilizar, con qué te sientes cómodo, qué crees que es aplicable a tu área de profesionalismo.
Si consideras la cita de arriba desde tu propia perspectiva, es decir - el argumento más convincente para el entorno de aprendizaje de tu asignatura es desarrollar tecnología educativa que pueda responder a las necesidades de tu asignatura.
Tanto si enseñas Historia, como Matemáticas, Inglés, Ingeniaría u Hostelería, eres capaz de crear parámetros efectivos para el desarrollo de tus alumnos en un entorno seguro. Con control sobre lo que se utiliza dentro de la clase para tu tema específico, puedes asegurarte de que el comportamiento es moderado y se mantiene bajo control. Este modelo entonces lo toman tus alumnos y a la larga es auto-regulado, ya que tienen pruebas del uso efectivo de los medios sociales en el aula como algo que representa progresión y desarrollo para su aprendizaje.

Inteligencia emocional: respetar necesidades

Esto juega un gran papel. Perder el ego también marca una gran diferencia - la humildad del profesor cuenta mucho a la hora de crear entornos mútuamente respetuosos que anulan la necesidad de la gestión del aula.

Reducir la confrontación

Tres cuestiones son las que a menudo hacen que surja una confrontación entre el profesor y un alumno 'difícil'.
En primer lugar, una falta de claridad de las expectativas del profesor en cuanto al comportamiento y actuación del los alumnos.

  • Usando los medios sociales para generar objetivos y expectativas centrados en el alumno a lo mejor puedes evitar este problema. El alumno (o mejor dicho, los alumnos como grupo) generarán sus propias reglas de un modo que se aleja del enfoque tradicional liderado por el tutor "esta es mi clase" que muchos alumnos han experimentado en el pasado, y contra el que muchos se habrán rebelado.
  • En segundo lugar, porque estos estudiantes normalmente no tienen la suficiente empatía y aptitudes sociales, puede que malinterpreten las intenciones del profesor y las interacciones normales pueden ser percibidas como confrontacionales y estimular una respuesta agresiva. Una vez más, el uso de los medios sociales podría evitar esta respuesta agresiva a base de establecer un entorno abierto para que los alumnos compartan ideas y discutan lo que creen que es mejor para su propio aprendizaje. La agresión que los alumnos pudieran haber mostrado anteriormente se dispersará pronto por la naturaleza colaborativa del entorno.
  • En tercer lugar, un profesor puede que reaccione a la reputación de un alumno más que al verdadero nivel de disrupción. Esta falta de empatía puede en sí misma provocar un comportamiento inapropiado por parte del alumno.
  • Este enfoque de libre formación en la creación de normas básicas o gestión de comportamiento en el aula permitirá que tú como profesor los evalúes según sus competencias actuales en lugar de según su reputación. Esto le ofrece al alumno una oportunidad de empezar de nuevo, y una oportunidad de hacer una declaración de intenciones hacia el profesor sin necesidad de recurrir a la agresión.

Desarrollar a un alumno reflectivo

El marco inicial para un comportamiento efectivo en el aula es al principio del curso o del año. También es en este momento cuando las relaciones entre iguales se pueden empezar a desarrollar. Utilizando los medios sociales para la creación de reglas básicas y empezando con un enfoque colaborativo de la enseñanza y del aprendizaje en mente, podrías ayudar a desarrollar la consciencia social de tus alumnos y por lo tanto su habilidad para interactuar con otros de un modo considerado y positivo.
Las relaciones entre iguales se pueden ver en el contexto primario para el crecimiento social y emocional del individuo, ya que son estas relaciones con las que los alumnos desarrollan los conceptos de cooperación, respeto mútuo y sensibilidad interpersonal.
¿Qué mejor momento para desarrollar el ethos que crees que es necesario para llevar hacia delante este desarrollo en tus alumnos? Usando medios sociales y colaborativos como Twitter o TitanPad, desde el principio del curso puedes desarrollar las aptitudes cognitivas y afectivas del alumno a través de sus redes colaborativas.
Esto expone desde el principio del curso que a) Estás interesado en ofrecer a los alumnos la libertad de tomar sus propias decisiones y b) Que su aportación se considera importante. Estas son habilidades valiosas para desarrollar en los alumnos, a muchos de los cuales nunca se les ha dado este nivel de responsabilidad.

Cómo utilizarlo en el aula

Desafiar el lenguaje y comportamiento ofensivos en las redes sociales

Si utilizas los medios sociales en el aula puede que encuentres que los alumnos usan lenguaje inapropiado y palabrotas. Con un enfoque colaborativo (ver Arnstein más arriba), puedes hacer que los alumnos mismos moderen este tipo de comportamiento.
Por ejemplo si estás utilizando Twitter y se usan palabrotas en las conversaciones, podrías coger "tuits" reales con palabrotas que han usado los alumnos y presentarlos de forma anónima a los alumnos, preguntándoles qué pensarían si aparecieran esos "tuits" en una búsqueda para admisiones en la universidad o para una entrevista de trabajo.
El resultado sería una clase auto-moderada.

Cuatro técnicas de gestión del aula

  • recompensar,
  • contrarrestar,
  • controlar el entorno,
  • ayudar a los alumnos a construir relaciones fuertes y de confianza


Recompensar:

Aunque los aspectos de estímulo/respuesta de la teoría conductista a menudo se considera que han caído en descrédito en la enseñanza moderna, el elemento de la recompensa en Condicionamiento Operante tiene un efecto importante y positivo cuando se utiliza para que los alumnos se concentren en la solución en lugar del problema.

La atención al cambio de comportamiento activa mapas mentales, crea expectativas y ayuda a los alumnos a obtener buenos resultados en sus primeras incursiones. Pueda que sea la actividad cognitiva principal necesaria para tener un efecto sobre el cambio de comportamiento.

Las recompensas ayudan a los alumnos a centrarse, a prestar atención y a mantener en mente los atributos de actuación deseados. Las recompensas efectivas son probablemente las que agudizan la densidad de la atención y se ofrecen simplemente en forma de feedback que identifica los aspectos exitosos o de progreso o el reconocimiento del esfuerzo y compromiso continuados.

Contrarrestar:

Como es más fácil sustituir conductas que eliminarlas, la técnica que tiene más éxito para poner freno al comer excesivo o a la preocupación excesiva con frecuencia es la introducción de nuevas conductas incompatibles, empezando con sustituir con pensamientos diferentes aquellos que llevan a conductas no deseables. Contrarrestar es simplemente una técnica para prohibir pensar negativamente y centrarse en comportamientos no deseables a partir de estimular el pensamiento positivo e iniciar conductas que no son compatibles con las malas conductas.

En entornos corporativos y educativos, tratamos con menos frecuencia el cese de conductas que la actualización y suma de conductas nuevas, pero todavía tenemos que lidiar con la vagancia, la inacción o tendencias de comportamiento de recorte y ahorro que los alumnos pueden encontrar atrayentes. Los planes de contrarrestar pueden ser igual de efectivos o más ya que las conductas alternativas puede que no sean tan competitivas en la eduación general y en aplicaciones de formación.

Controlar el entorno:

Hay muchas señales en nuestro entorno que influencian nuestro comportamiento Puedes ayudar a los alumnos a:


Identificar y evitar situaciones que se asocien al bajo rendimiento, quizás reprogramando sus rutinans diarias.

Restructurar su forma de ver y por tanto reaccionar a situaciones, a lo mejor tratando la queja de un cliente como una oportunidad de producir un cliente agradecido y leal.

Reconstruir situaciones, quizás cambiando de lugar los muebles, equipos, formularios y otros suministros.


Crear y utilizar listas de verificación, recordatorios y otras ayudas para el rendimiento, quizás teniendo ejemplos personalizables en la red.

Relaciones de confianza:
Hay tantas cosas en la vida que resultan más fáciles con un poco de ayuda de nuestros amigos. En el entorno de trabajo, donde a menudo hay tanto estrés y competencia, puede resultar difícul admitir una debilidad, revelar una intención de cambiar o buscar ayuda. Una relación de apoyo entre un supervisor y un subordinado se puede ver como favoritismo. Para evitarlo, nadie busca ayuda, pero esto es muy nocivo y estúpido. Aquí tenemos otra razón para que haya formación de supervisores como parte de un programa de cambio de comportamiento. Asegúrate de que los supervisores reconocen que los alumnos puede que necesiten un estímulo sincero por parte de ellos o de los otros. Cuando un supervisor tiene reuniones de comunicación, sugiere que hablen sobre la relación de apoyo que esperan encontrar. Haz que hablen públicamente de la ayuda que piensan ofrecer y del apoyo que esperan que reciban los alumnos cuando lo pidan (e incluso cuando no lo hagan).

siete formas muy efectivas de mantener y aumentar la motivación del alumno

Contexto

  • Construir anticipación de resultados.
  • Hacer que el contexto sea atractivo (utiliza la novedad, el suspense, el humor, gráficos fascinantes, sonido, música, animación, etc.).

Retar

  • Poner al alumno en riesgo.
  • Seleccionar el contenido adecuado para cada alumno.
    • Si ya se ha aprendido anteriormente, la repetición resultará aburrida.
    • Ajustar el nivel de desafío al nivel de preparación del alumno.
    • Presentar retos que integren aprendizaje previo y proporcionen práctica espaciada.
    • Presentar retos que incrementen la confianza en sí mismos.

Actividad

  • Hacer que el alumno realice tareas que requieran múltiple pasos.

Feedback

  • Proporcionar feedback intrínseco.
  • Posponer los juicios de valor.

Más actividades para profesores

Recursos

Personal tools